Todas las rayuelas

Todas las rayuelas

Ficha

  • Reparto:

    Funciones: Miércoles a domingos 20.30hs / Sábados: segunda función 22.30hs
    Miltiteatro (Av. Corrientes 1283)

  • Salas:

    Prensa: SMW

 

De la tierra al cielo

En todo emprendimiento artesanal, la clave se encuentra en el dominio de la materia prima. De tener su control, el éxito está asegurado. Y eso es lo que sucede en la obra “Todas las rayuelas”. El dúo Hugo Arana y Esteban Meloni es la piedra basal en la que todo se construye de forma segura. Ellos podrían darle realismo a todo, a lo absurdo, a lo oscuro o como en esta ocasión, a la esperanza. Su química es la razón por la que estamos frente a una inmensa obra teatral, de esas que la crítica podría titular como “una joya en movimiento”.

Con el distinguido y placentero libro de Carlos La Casa y la precisa dirección de Andrés Bazzalo, la obra cuenta la historia de Lisandro (Hugo Arana), quien llega desde Madrid a recuperar su pasado. Con lo puesto, unos cuantos euros y una maleta llena de libros “Rayuela” de Cortázar, el inicio son puras incógnitas que se nos irán dilucidando con su devenir, entre alguna que otra lágrima y muchas más risas, por suerte. Si Hugo Arana es una institución de nuestro teatro, Esteban Meloni le pone la pimienta joven como para brillar, incluso en esta época de escenarios efervescentes e hiperactivos. Por su parte, el propio Meloni necesita de este prócer de la Avenida Corrientes, para autenticar su presente. Se retroalimentan y los beneficiados somos todos los presentes, sobre todo sus compañeros de elenco, Paula Ransenberg, Daniel Dibiase y Heidi Fauth, quienes parecen enormes junto a ellos.

Por su parte, Andrés Bazzalo nos demuestra con su percepción, que no hace falta sofisticados escenarios para contar historias con todos los matices. Con mamparas grises que van y vienen, con los mínimos muebles para demostrarnos dónde estamos situados y una iluminación certera, nos envuelve desde el primer segundo. La escena del living con sus dos protagonistas distendidos y volados, difícilmente la olvidemos. Para un cuadro o como mandan las nuevas tecnologías, para subirlo a YouTube y ver cómo se actúa. Porque ellos dan clases en cada diálogo, en cada gesto, en cada silencio y en cada pausa.

El final es todo. Es el esperado. A la altura del nivel superlativo por el que se movió toda la obra. Esos cierres que nos motivan a verlo nuevamente para disfrutar ya sin esas intrigas que La Casa nos fue poniendo en el camino. Brillantes actuaciones de Hugo Arana y Esteban Meloni, con el adicional de un gran reparto, para una obra que se queda en nuestro corazón, mientras repetimos al irnos de la sala: “Qué genios son… por Dios”.

Ficha:

Elenco: Hugo Arana, Esteban Meloni, Paula Ransenberg, Daniel Dibiase, Heidi Fauth
Libro: Carlos La Casa
Dirección: Andrés Bazzalo

Categories: Reseñas

Escribe un comentario

Only registered users can comment.