Silban las balas

Silban las balas

Ficha

  • Reparto:

    VIERNES 23 HS

    Espacio NoAvestruz
    Humboldt 1857

  • Salas:

    Prensa: Ayni

 

Preferiría la paz más injusta a la más justa de las guerras

La compañía “Bolsas en el viento” tiene la particularidad de dejarnos boquiabiertos con cada nuevo espectáculo. Con funciones desde el 2014, “Silban las balas” vuelve a presentarse en Buenos Aires, bajo la dirección de Marcos Arano, quien también forma parte del elenco en esta puesta.

Abarcada desde una perspectiva clownezca, nos introducimos en una historia de guerra: muchachos de 18 años que tienen que reclutarse; esposas o familias que temen por los hombres de la casa; algunos momentos de risa y compasión entre los soldados; el miedo por un futuro incierto; la muerte al acecho; la injusticia de un capricho político que va a dejar centenares de borcegos de guerra sin pies para calzárselos.

Las guerras existen desde los comienzos de la humanidad. ¿Alguna vez el miedo y la violencia dejarán de ser armas de manipulación? ¿Qué significa la palabra justicia?

Una obra con excelentes actuaciones por parte de los cuatro actores, muy hábiles con sus cuerpos y con un excelente manejo de la expresión facial.  Van a ser acompañados constantemente por dos músicos igual de capaces, encargados de generar los climas, de profundizar los momentos de tensión. Con excelente coordinación de ambas partes para provocar, a su vez, todo tipo de efectos sonoros, como disparos ejecutados y recibidos, bombas y estruendos. Cabe destacar la incorporación del clarinete, un instrumento exótico muy agradable al oído del espectador.

Como es distintivo en los espectáculos de esta compañía, existe la constante inclusión del público y un momento intercativo donde toda la platea va a poder divertirse un rato jugando con los actores, sin sentirse intimidados ni forzados.

La escenografía es muy acertada, clara, con finos detalles y algunos artefactos colgantes muy atractivos.

A su vez, los vestuarios terminan de crear este mundito de guerra. No son actores disfrazados de soldados. La elección de las telas, la confección, los accesorios, todo parecería examinado con lupa. Excelente labor por parte de Carolina Fernández y Jazmín Savignac.

Una hermosa obra, con un contenido delicado y fuerte, con una justa medida de humor y un lindo mensaje que da lugar a la reflexión.

Sin dudas, muy recomendable.

 

 

Categories: Reseñas

Escribe un comentario

Only registered users can comment.