Las criadas

Las criadas

Ficha

  • Reparto:

    Sábados a las 22:00 en DELBORDE Espacio Teatral, Chile 630, San Telmo, CABA.

  • Salas:

    Prensa: Miguel Angel Zandonadi

 

Artificios del arte dramático

El juego de la representación en dos hermanas  que,  cansadas de llevar una vida mediocre y sin más trascendencia que padecer los mecanismos del sometimiento del poder, sabiéndose por siempre condenadas a sobrevivir en la miseria, simulan una falsa sumisión que encubre la más despiadada obsesión y  violencia. Cuando la identidad es endeble y no se está conforme con uno mismo, el deseo y el rencor se enredan. El querer y el no poder haber sido enturbian la mente y el Pensamiento humano peregrina a la deriva. Las posibilidades de la alienación son aún más potentes y peligrosas.

La obra transcurre en la fastuosa habitación de la Señora, un espacio de lujo que se contrapone al espacio ausente de las sirvientas, solo descrito por ellas (una pieza despojada y cargada de eructos y olor a nada) La realidad y el deseo de los oprimidos se vuelve convulsivo y devorador. Los actores travestidos envueltos en un juego vicioso, se aventuran a cambiar y se dejan confundir eróticamente, entre el  juego de roles. Aman y odian, son sirvientes y SEÑORA se fastidian, se perdonan. Y en un excitado artificio de espejos nos muestran la malicia, el recelo y el odio de clases. Es la impotencia de los dominados y oprimidos lo que se nos revela en esta obra, es la escasez de recursos frente al omnipotente que aunque se muestre comprensivo y servicial, humilla y parece regocijarse en la carencia de los que padecen. Estas sirvientas que se sienten ignoradas como si fueran dos seres invisibles y solo existen por los trapos usados que les brinda caritativamente su señora. Éstas dos hermanas que conviven como una forma de estar acompañadas y de compartir su miseria, sus sueños inalcanzables sufrirán la privación de la forma más descabellada: frente al otro, su opuesto. De la situación que padecen ambas guardan distintos sentimientos: La culpa, la resignación, el  sometimiento y la impotencia serán demasiado traumáticos.

Fue, sin lugar a dudas, una acertada elección de los actores para dar vida a estos personajes. Ambos se lucen por su entrega. Las interpretaciones alcanzan verosimilitud y credibilidad y evocan en la distancia a aquellos primeros presos que representaron el drama.

Ficha:

Elenco:  Juan Rutku, Darío Serantes y Miguel Zandonadi .

Direcciòn de Dario Serantes

Categories: Reseñas

Escribe un comentario

Only registered users can comment.