Pobre mi Alma

Pobre mi Alma

Ficha

  • Reparto:

    Teatro La Máscara
    Piedras 736
    Funciones: Sábados 22 hs

 

Vínculos en construcción
Momi (Marcela Fernández Señor) es una artista plástica egocéntrica, elocuente y con más ínfulas que talento. Su vida gira en torno de los encuentros sociales. También es madre, con poco … casi nulo ejercicio, de Edi (Andrés Freire), un joven de 35 años que proveniendo de una familia relativamente acomodada, prefiere abrirse camino solo y tomar distancia de todo lo que significa esa relación filial que tanto le pesa.
Edi ha sido criado por Alma, el ama de llaves de la familia. El afecto, el incentivo, el calor de hogar y el referente de familia está ligado exclusivamente a la imagen de esa mujer, que hoy se encuentra enferma, situación que obliga a esta madre y a este hijo a reencontrarse, a verse frente a frente, a sentar posiciones y será en medio de este enfrentamiento que algunas verdades saldrán a la luz.
La dramaturgia de Guillermo Farisco es muy rica, muy jugosa y brinda momentos de mucho lucimiento personal a cada uno de los personajes. Es un texto plagado de diálogos desopilantes, frescos, por momentos muy profundos pero la trama mantiene al espectador totalmente atrapado de comienzo a fin.
Pobre mi Alma, aborda esos vínculos duros, difíciles de sobrellevar que marcan al ser humano para toda la vida. Padres que no logran vincularse afectivamente con sus hijos, que solo pueden hacerlo a través de las disputas, la tensión, los reproches contínuos, la descalificación constante. Padres que recurren a sobrenombres como Momi, Popi porque cuesta asumir el rol de “mamá” y “papà”, dejando esos espacios vacantes para que los ocupe alguien que esté màs capacitado o simplemente esté más decidido a brindar afecto desinteresado, sin egoísmos.
La propuesta muestra dos actores en un contínuo mano a mano pero hay dos personajes màs que sin estar presentes tienen un peso significativo en el relato, ellos son Alma y Popi. Personajes que el espectador va descubriendo en todo su esplendor a medida que transcurre la obra y que son piezas fundamentales en esta historia. La dirección a cargo del propio Guillermo Farisco es cien por ciento certera, cuenta su historia y la cuente como él lo desea, con momentos de profundo dramatismo y otros dislocados e insólitos. Conduce a los actores a dar lo mejor de si mismos y les permite crear y lucirse. El desempeño actoral es sublime. Tanto Marcela Fernández Señor como Andrés Freire son dos dúctiles actores y manejan los tiempos de esta pieza con total destreza.
Pobre mi Alma es una propuesta super recomendable a la hora de elegir que ver un sábado a la noche en el circuito alternativo, tiene todos los condimentos necesarios para pasar un extraordinario momento sin dejar de reflexionar. Excelente!

Ficha:
Actúan:
Con: Marcela Fernández Señor y Andrés Fraire
Dramaturgia y dirección general: Guillermo Farisco

Categories: Reseñas

Escribe un comentario

Only registered users can comment.